Enero del 91

Estoy en el campo, las luces se apagan y todo comienza a vibrar. Mezclan sus colores, lo encienden de blanco recordándome lo que decía mi viejo de los colores luz. Miro el brillo de su ropa queriendo capturar cada imagen para recuperarla y disfratar cuando lo desee. Como una cebolla se quita de encima una y otra capa. Ochenta minutos que me dejan inmóvil sin entender absolutamente nada. Y mi ropa negra brilla como su lamé esa noche, mientras camino entre la multitud quejosa por desear mas y no tener. Para mi lo dio todo y ya. No necesito más.

Después de la partida del flaco, esta fue la más sentida. Un músico muere y me inundo de tristeza. Los motivos son claros, era tan genial que hasta le perdono que no haya música suya en la red. Y los motivos son tan claros…

Comenzaba a caminar mi vida sin querer ser adulta, me resistía a todo y luchaba para escapar de los moldes instituidos. Llevaba un puñado de años fuera de la casa de mis padres. Era la magia de los primeros recitales grandes grandes que pagaba con mi sueldo de maestra viviendo intensamente mi veintipocos. Buscaba la felicidad en las pequeñas cosas cotidianas, la Pueyrredon, las fiestas en “La casa de Melo”, las acelgas de Elena y los amores infinitos hasta el amanecer. Como una esponja absorbía todo, lo disfrutaba aunque a veces provocara dolor. Vivía intensamente…

Quizás por todo eso es que su partida me haya enrarecido hasta sacarme una lágrima.

Y su música es parte de mi…

Gracias Diego Soler por haberme conocido tanto y regalarme “Diamonds and Perls”, mi primer CD…

Feliz día maestros!

A veces me siento cansada y deseo que se termine el día pronto. Otras me divierto como loca desde que llego hasta que salgo. De lo único que estoy segura es del disfrute que me provoca estar en la escuela. Esta tarde, a pedido de mi compañera Norma, hablé en el acto. No dije todo lo que tenía para decir, tampoco dije cosas revolucionarias ni elocuentes; todo salió desde lo más profundo de mi subjetividad como esa instantánea que es la vida.

Soy feliz con mis peques, con mis compañeras y mi escuela. Por eso les dejo a todos los que pasen por acá este pedacito de mi voz como saludo fraterno a todos los que abrazamos este trabajo con pasión.

¡Feliz Día del Maestro!

 

Día del Maestro from María Eugenia Núñez on Vimeo.

Una de Flisoles y soles…

Con “The Cure” alborotando mi cabeza, empiezo a escribir temiendo contar hasta los más secretos de mis secretos por el solo hecho de estar feliz. Creo que pocas veces en la vida uno tiene la posibilidad de sentirse feliz y esos momentos deben ser atrapados para que, cuando lleguen los otros, no tan felices, nos resistamos a su encuentro como nos resistimos a la parca hasta el último momento de nuestras vidas.

Después de muchos años, me asumo como hacktivista de la vida y del SL, no porque quiera serlo sino porque esa Susanita de mi adolescencia, devino en esta Mafalda que intenta ser lo más auténtica que puede. Desde ese lugar, es que hace ya tres meses dije que este año deseaba coordinar Flisol en CABA. Sin mediar ninguna objeción, lo hice y creo que salió bastante bien para ser mi primera vez. Para los que me conocen, saben que decirlo no fue fácil. No hay peor cosa que reconocer en uno mismo las capacidades y las cosas que nos producen placer, ya era tiempo de hacerlo y lo hice.

Participé en la organización de muchos eventos, en este mi cabeza debía mirar desde arriba todo en medio de un estar y no estar. Fue tener presente todo y no saber muy bien que estaba pasando a cada momento. Supongo que eso tiene que ver con haber previsto nimiedades que siempre lo entorpecen todo. No lo sé.

Soy consciente de la cosas que faltaron, de las que quedaron a medias por no haberlas visto y que aquellas que no tuve en cuenta. Lo bueno es que las veo y eso me permitirá mejorar. No sé si el año próximo me toque cubrir nuevamente ese rol de coordinar, negar que me gustaría sería tonto 😀

Cosas que disfruté…

  • Conocer gente nueva, muy distinta a mi pero que tiene mucho de lo que yo puedo aprender.
  • Mi alumno de tercero que vino con su macrinet para dejar a punto el Debian y se fue feliz con su gardetux al lado del corazón.
  • Los compañeros a los que les “quemé la cabeza” y estuvieron a cargo de los talleres para docentes. Mi agracedimiento para Verónica Zambonini, Natalia Zaragoza, Carlos Rodriguez y Alejandra Ojeda.
  • La presencia de una gran amiga, Iris Fernandez que estuvo a mi disposición todo el día y a quien no pude prestarle la atención que merecía.
  • A Hecsa, mi gran amigo y secretario, por darme su mano incondicional para sobrellevar todas mi dudas.
  • Y a todos los hombres que formaron ese hermoso equipo de colaboradores que hicieron posible hacer del FlisolCABA una fiesta para reencontrase con viejos proyectos.

Muchas gracias a todos, porque a partir de ese día son parte de mis mejores recuerdos.

Y gracias a vos que estás ahí aunque no pueda mirarte a los ojos…

528295_10200877246434614_917979675_n
Con Natalia Zaragoza, FPD de “La Rosario” escuela donde soy maestra y quien agradezco el darme la oportunidad día a día de enoloquecerla hablando de GNU/Linux.

 

De fiestas y rituales

En el acto de fin de año, la compañera que dijo las palabras de despedida habló de los rituales y de como ellos nos acompañan a lo largo de la vida. Nacemos, crecemos y nos vamos de este mundo envueltos en una nube de ritos que marcan el paso del tiempo. Recuerdo cuando era una niña, y aún no dudaba sobre la existencia de Dios, el momento en que descubrí los rituales de la iglesia católica y de como estos reconstruían la vida de Jesús en el trascurso del año. Más tarde, la carga de misterio religioso sobre las festividades importante se fue diluyendo y sólo dejaron rituales que, año tras año, se repiten en una rueda sin fin.

Con mi primer aguinaldo de maestra compré mi árbol de Navidad. En esos sueños que se tienen a los 20 años, pensaba que algún día estaría lleno de regalos y peques alrededor. Pero aquella Susanita devino en esta Mafalda y, en consecuencia, todo cobró un nuevo significado. El árbol fue armado con los amores que estuvieron, se llenaron de regalos para los amigos y acompañó las cenas de Navidad con los más queridos. Arbol de Vida... Árbol de Navidad

La primera decoración que tuvo mi árbol fueron las estrellas y este año decidí dedicar a personas y cosas que ocupan un lugar importante en mi vida…

Beba
Beba es mi mamá, la mejor mamá que la vida pudo darme y a la que agradezco sus ganas de vivir porque la sigo teniendo conmigo.
Tere
Es mi hermana a quien me une esa incondicionalidad mutua de protegernos y cuidarnos por el simple hecho de querernos.
Elena
Mi amiga del alma a quien he descuidado en estos últimos años y espero poder ver pronto porque la extraño.
Escuela
El lugar donde me divierto y descubro cosas nuevas todos los días, el sitio en el que soy feliz con lo que hago.
Debian
Debería decir Software Libre pero hoy su nombre propio es Debian a quien auguro muchas macrinets liberadas para el 2013.
Javier
El hermano que me dio la vida con quien, a pesar de la diferencias, puedo contar sabiendo que siempre estaré cuando me necesite.
Titularización
Porque después de 22 años la lucha dio sus frutos y los facilitadores de Informática de CABA somos reconocidos como lo que somos: docentes! Gracias Luis, gracias Betina…
Libertad
Porque sin ella no sería YO.

Estas son mi estrellas este año y quería compartirlas con todos lo que visitan estas páginas. Hay alguna más por ahí cuya foto no encuentro…

Y sí, como buena Susanita que devino en Mafalda he transformado los rituales religiosos en rituales de vida que marcan el transcurrir de mi tiempo con el entorno subjetivo que logré construir con lo que soy.

Coman las doce uvas, conviden un poco de su vino a la Pachamama y bésense bajo una rama de muérdago. Los rituales son algo ineludible.

Feliz 2013 para todos

No necesito…

…ocultarme detrás de ningún velo
porque después de esto
no hay nada.
Nada más que tu sombra
diluida… desdibujada…

Quizás debiera esconderme tras un manto de olvido
pero lo he perdido
igual que al recuerdo de mi misma…

Y en medio de este abismo
solo deseo ver el sol de tu mirada
que aún no conozco.

Por eso, aún te espero…

Día Internacional de los Trabajadores

El Congreso Obrero de la Segunda Internacional Socialista celebrado en París en 1889, estableció el 1º de Mayo como una jornada de lucha y homenaje a los Mártires de Chicago.

El 1º deMayo de 1886 , se inicia una huelga en EEUU y Canadá para exigir el cumplimento de la Ley Ingelsoll, promulgada 18 años antes por el presidente Johnson, que establecía la jornada laboral de 8 horas. Chicago era la ciudad que peores condiciones de trabajo tenía en EEUU. Seguí leyendo “Día Internacional de los Trabajadores”

Wimax del Plan Sarmiento… ¿Por qué todo tiene que ser tan complicado?

Hace un par de semanas, en el marco de la conmemoración del “Día de la Memoria por la Verdad y la Justicia”, había preparado una actividad con el cuento “Un elefante ocupa mucho espacio” de Elsa Bornemann que se puede encontrar en muchos sitios de Internet.

Dispuesta a todo, entre en el aula y los chicos desplegaron sus macrinets sobre las mesas. Como desde los primeros días de clases, surgió la pregunta del millón: – Seño, ¿entramos en Windows o en Linux? Mi respuesta no fue la que hubiera deseado: – Entren en Windows chicos, vamos a trabajar en Internet. Seguí leyendo “Wimax del Plan Sarmiento… ¿Por qué todo tiene que ser tan complicado?”

El “Día de la Memoria” en mi memoria

Recuerdo ese 24 de marzo de 2001 como si fuera hoy. Hacía varios años que no asistía a las marchas y ese día resolví volver a hacerlo. Estaba escuchando la larga lista de adhesiones cuando anunciaron que el Subcomandante Marcos estaba en comunicación directa con la plaza desde México. Y nos atrapó el silencio… toda la plaza quedó muda para escuchar su conmovedora voz. Porque se puede tener muchas cosas para decir pero pocos son dueños de la magia de llegar a muestra subjetividad con la cadencia de la palabras. Seguí leyendo “El “Día de la Memoria” en mi memoria”

Cuatro Mujeres…

Esta mañana me descubrí, camino a la escuela, pensando en qué mujeres me inspiran como espejo. Sin dudarlo…

Mujer 1

…la primera que apareció en mi mente fue “la Beba”.

La Beba es mi madre. Con sus 86 años añora las tabas engrasadas de antaño que le permitían caminar Buenos Aires con libertad. Este verano fue mi sostén después de una intervención quirúrgica. Desde los 16 años, momento en que vine a la gran ciudad, no había tenido la oportunidad de ser cuidada por “mi mamá”. Esa mujer, con toda su vida bien vivida, me regaló tres semanas de cuidados y mimos como si tuviese 10 años nuevamente. Seguí leyendo “Cuatro Mujeres…”

Comenzaron las clases

Más allá de la risa furiosa que provoca el gran aumento salarial otorgado la semana pasada el ministro Bullrich, hoy comenzaron las clases en las Escuelas Primarias dependientes del Gobierno de la Ciudad Autónoma de  Buenos Aires. Como siempre me sucede, llevaba una semana durmiendo mal, con cierto grado de ansiedad por lo que pasaría hoy al entrar a mis escuelas: volver a trabajar codo a codo con mis compañeros y los chicos, siempre dispuestos a mas.

Todos los comienzos de año pasan cosas especiales y de este podría comentar varias anécdotas. De las tres o cuatro que merecen ser recordadas, elegí la que a continuación paso a relatar. Seguí leyendo “Comenzaron las clases”

Las nuevas bibliotecas

Hace unos días, mi amiga Iris Fernández publicó una linda nota en su blog http://irisfernandez.com.ar/betaweblog/?p=2768 que los invito a leer. Comparto sus reflexiones aunque ese día sucedió algo en casa que me dejó pensando.

Beba, mi madre, lleva muy bien puestos sus 86 años. Es una mujer que ha llevado una vida activa y llena de experiencias que cuenta con felicidad. Junto con mi padre, con quien compartió 50 años de vida, se ocupó de darnos un modelo a seguir: ambos eran grandes lectores. Mamá aún lo es pero su vista ya está algo cansada y los libros con letra grande pensan mucho para sus delicadas manos. Como todos los años, tomó el avión desde Jujuy y vino a pasar una temporada con los hijos que estamos por estos lares. Seguí leyendo “Las nuevas bibliotecas”

Llegan los Reyes Magos

Cuando era chiquita, pensaba que a los Reyes se les decían “Reyes Magos” porque hacían magia. Y sí, era mágico escribir lo que uno deseaba en un papelito y que al otro día ese deseo fuese realidad.

Tenía sólo cuatro años, obviamente aún no escribía. Como cualquier nena de esa época soñaba con tener una cocina como la de mi mamá. Ya para Navidad, me habían dejado abajo del árbol una mesita de color rosa con una sillita salteña de algarrobo y cuero. Andaba con mi silla de un lado a otro, y eso que era bastante pesada. Me servía para pararme al lado del torno de papá y verlo trabajar. Seguí leyendo “Llegan los Reyes Magos”

Caminando el 2012

Con mucho esfuerzo, logré terminar el 2011. Si pusiera en la balanza lo negativo y lo positivo la ganancia es completa.

Sin desmerecer a mi querida Escuela 6, regresé como maestra a “La Rosarito”, ahora conducida por quien fue mi última paralela en esa escuela Marcela Malagreca, una laburante como pocas, con una formación impecable y por sobre todo, una maravillosa persona. Seguí leyendo “Caminando el 2012”

Primer día con las macrinets en el aula

La semana pasada, mis alumnos de “La Rosarito” recibieron sus máquinas. Como estábamos con las evaluaciones de fin de año, acordamos traerlas a la escuela hoy.

Al llegar, sólo teníamos poco más de 30 minutos antes de la hora de clase que utilizamos para conversar sobre los conectores disponibles y para observar atentamente el teclado explicando las funciones de teclas especiales y las combinaciones posibles. Seguí leyendo “Primer día con las macrinets en el aula”

Los que llegaron a mi Luna…

Lili
Ceciclia  Anabel
Liliana
Diego Fernando Marina
Elena
Claudia Silvina
Ana Ethel
Sole Ari Javier

A quienes hace mucho fueron parte de mi vida y
al los que siguen siento parte de ella…

¡Gracias por haber llegado a mi Luna!